Muerte a los intelectuales

Dicen algunos que jamás hemos logrado avanzar un sólo paso en la historia de Colombia, y algo de razón tienen. El 20 de Julio no dejó de ser un linchamiento púbico premeditado en la casa de un intelectual resentido con el mundo, el acta de independencia se embolató en el desorden que significó dar el primer berrido como patria, y desde entonces el país deambula por el mundo en un régimen burocrático más que democrático.

El otro hecho significativo en la historia de la patria para efectos de este post, y que aprendí fuera de las clases de historia, es que las diferencias regionales del país no se constituyeron desde épocas precolombinas como creen muchos compatriotas, sino a partir de procesos migratorios que hubo en algún punto del siglo antepasado cuando se procuró definir en cada país una raza. En Colombia, por supuesto, no hubo un criterio unificado y así surgieron las diferencias entre las regiones: en Santander, alemanes, en Antioquia, judíos. Según entiendo, la de los mal llamados árabes a la costa atlántica, y la pequeña infiltración de escandinavos al Chocó fue un poco más tardía. La identidad bogotana, hipótesis, permaneció relativamente virgen desde el grito porque era un caserío y no había plata ni trabajo. En Bogotá permaneció intacta la cultura afrancesada de prestigio y alta alcurnia que llegaba con los próceres en cartillas de comportamiento. A diferencia de los franceses, hipótesis, otra de las características de la Bogotá de antaño era el no trabajo: tener empresas autosostenibles que le brindaban a los dueños una gran cantidad de tiempo libre para leer y ser cultos, aprender otros idiomas y ser más distinguidos que sus conciudadanos.

Sea cierto, o no, el relato anterior, creo firmemente que una de las contradicciones más elocuentes de nuestra identidad bogotana es aquella que manda vivir como ricos pero austeramente. Ufanarse de conocer el mundo entero, comprar la ropa más cara en pleno viaje, pero en las rebajas y lugares de obreros. Cualquier persona vinculada a negocios en cadena sabe perfectamente que deja mucho más dinero un negocio enfocado a la clase media que a la clase alta. Un restaurante en Galerías o en Ciudad Salitre es mucho más lucrativo que uno en pleno Centro Andino.

En este contexto llega la noticia del alquiler de la emisora HJCK, y las intenciones del grupo económico español de transformarla en una emisora de vallenatos. Le reclaman al grupo económico responsabilidad con la cultura y no sé qué otras cosas, sin pensar que eso son: un grupo económico, y no el Estado. Sea sacrificio o no, es su plata y con ella pueden hacer lo que quieran. Como buenos españoles cabezaduras, seguro serán sordos a los lamentos de la elite bogotana y harán lo que les plazca.

Más que la columna de opinión escrita por Andrés Hoyos en El Tiempo, en exceso diplomática y que acaba por no decir nada, son interesantes los comentarios de los lectores. Algunos fundamentados en premisas absolutamente colonialistas:

En 1492 vinieron y nos sometieron después que nuestros aborigenes doblaron la cabeza y cobardemente(con algunas excepciones) se entregaron. Hoy en 2005 estamos haciendo lo mismo y nos están invadiendo los mismos. (Más sangre de aborigen tienen sus mascotas. Los indígenas fueron masacrados en juegos como cacería de indios, en el cual Colón era particularmente bueno).

Varios con argumentos de clase:

Totalmente de acuerdo. La música culta que ha transmitido la HJCK, no puede desaparecer en Bogotá. O entonces ¿qué vamos a oir mientras manejamos en los largos trancones bogotanos?(Argumento contundente. Por favor, manden poner desde YA toda la programación que le gusta a esta persona para que no se aburra en su carro).

Qe no pase lo que están anunciando. Seria una gran pérdida, pero más una fuerte equivicación del Grupo Prisa. Puede ser cierto lo de la "inmensa minoría", pero finalmente ha sido el UNICO medio que nos ha permitido el contacto con la cultura y la música desde nuestra inmfancia. Tendremos que "acomodarnos y resignarnos" al mundo de la publicidad, las llamadas al aire, los cotilleos, los mutuos elogios, los concursos para ganar oyentes y por supuesto, a perder uno de los pocos lugares "cultos" del espectro electromágnetico de este país?. Ojalá y esta decisión tuviese reversa.(El resaltado es mío. Los vallenatos, así nos cueste aceptarlo, también son cultura, y probablemente más acorde con la realidad nacional).

Dios mio !!! Como es posible que quiten la emisora que es lo único que vale la pena escuchar ! Por qué es más importante oir a un grupo de desadaptados aconsejando a nuestra juventud, por qué solo podremos oir a Julito y sus lagartos mariachis diciendole a todos los que entrevistan " doctores" y congraciándose con HJP Montoya después de lo que hizo?. Se que es importante rescatar nuestra música y nuestros valores, pero no en todas la emisoras...por favor tenemos que hacer algo ...de prisa.(Claro, que hagan algo por la cultura popular, pero que no nos afecte. Por favor, que haya indios vallenateros, pero que no se mezclen con nosotros).

Me parecería demasiado triste que desapareciera la HJCK. La emisora que realmente merecce ser escuchada. Yo personalmente detesto los vallenatos con su ritmo repetitivo y voces sin ninguna educación con la cual no me identifico en lo más mínimo ni lo siento de mi propia tierra. Me encanta la musica clásica, la música suave y algunas populares de la costa atlántica, (excepto el vallenato y el regatón) de los llanos y del centro del país. (Nuevamente, argumento contundente. Que por favor tengan la bondad de ponerle a este oyente música educada de Rusia y Alemania para que se sienta en su tierra).

Y por supuesto, no podía faltar un dogmático uribista, que recuerda el personaje de The Big Lebowski que de todo hace un argumento para hablar de Vietnam:

Caracol ha apoyado a "Uribe" y no ha sido por ser Alvaro Uribe, ha sido porque ha trabajado duro y muy inteligentemente, porque ha puesto hasta su vida en peligro, porque ha combatido y dado oportunidades a las Farcs, a los paramilitares, aún en contra de muchos confundidos sin entender lo que esta pasando solamene criticando sin tener claros los principios de una guerra que empezo hace 60 años hasta convertirse en lo que son ahora una manada de forajidos sin Dios ni ley que los atranque. Con Luis Carlos Galan hubiera sido lo mismo un fenomeno pero claro lo mandaron matar los mismos de su partido o sea los corruptos de turno, Dios quiera que otros sigan sus pasos para mantener una Colombia Grande ante los ojos de las comunidades Inernacionales y demás pueblos del mundo. Que digan en Colombia que todavía hay hombres y mujeres de bien y que sean un buen ejemplo para nuestras futuras generaciones. MI VOTO POR URIBE!!


La HJCK, personalmente, me resulta hasta simpática, pero me hará tanta falta como la Superestación. Los argumentos de sus oyentes, por el contrario, me irritan profundamente. Si antes me era indiferente, ahora casi que me dan ganas de hacer una contra-cruzada para que fracasen los intentos por salvarla. Obviamente, como buen bogotano, me da pereza, y en últimas sé que no se hará nada más que escribir ríos de tinta y comentarios a favor y en contra, pero cuando toque trabajar por el asunto tanto unos como otros sacarán muy diplomáticas excusas, y se hará la voluntad tanto de la indiamenta como de los españoles. ¡Democracia, amigos míos, qué viva la hermosa democracia!

Propiedad gastrointestinal de:Supercontra  

2 piedras han sido lanzadas:

Anonymous said... 09:29  

Por lo general no me parece tan chevere que me declaren la muerte. Pero esta vez estuvo bien. Me entristece que siempre se identifiquen los intelectuales con un grupo desagradable. Aunque es verdad, que hay muchos representantes vergonzosos (quizás Hoyos y los Castaño los peores). Aquí hay una buena continuación del debate. Mire los comentarios, que allí aprovecho alguna de sus ideas.
http://bluelephant.blogspot.com/2005_10_30_bluelephant_archive.html#113070178482356960

jp said... 17:51  

¿Judíos en Antioquia? Es extraño que aún sobreviva ese mito... Más bien serán vascos los que llegaron allá. Pero... ¿judíos? Llegaron muchos más a Barranquilla y a Bogotá.

Post a Comment

 
Copyright 2007 | Andreas08v2 by GeckoandFly and TemplatesForYou | Design by Andreas Viklund
TFY Burajiru